Conociendo Gales

viajar a gales

Preparar un viaje a una de las zonas con más encanto de Gran Bretaña y de la forma más económica posible. Y es que Gran Bretaña ofrece múltiples posibilidades desde Viajes a Edimburgo, como en este caso a el sur de Gales, que reúne precisamente eso, bellos rincones y la oportunidad de conocerla sin tener que gastar mucho dinero. Un maravilloso patrimonio histórico artístico en un enclave geográfico único está a tú alcance durante el puente de noviembre.

¿Cómo llegar a Gales?

Gales se encuentra en la costa occidental de Gran Bretaña, compartiendo frontera con Inglaterra. Su capital es Cardiff. El Aeropuerto Internacional está a unos 19 kilómetros al suroeste de la capital. Hay vuelos desde España que viajan directamente a Gales.

¿Cómo desplazarse en Gales?

Para desplazarse a las costas más bellas y los mejores castillos del país, que están a unas 2 horas por carretera de Cardiff, la mejor opción es el alquiler de un vehículo.

¿Dónde comer?

Si la comida británica no es precisamente reclamo por el que se visitar Gran Bretaña, Gales no iba a ser la excepción. No obstante en Cardiffhay una interesante oferta gastronómica a través de los gastro-pub, donde se puede comer platos locales y típicos. El cordero, la ternera, el marisco y el queso son los principales ingredientes en sus platos. Una especialidad es el pan de alga, tipo de alga marina mezclada con harina de avena, que frita y tomada con bacon conforma un excelente y más que energético desayuno.

Los castillos en Gales

Verdes valles rodeados de montañas y junto a ríos con un elemento arquitectónico inherente a este paisajes, los castillos.

En Gales hay tres tipos de castillos en función de la época en la que se construyeron:

  • Los primeros fueron construidos por los normandos al intentar acabar con los galeses después de producirse la conquista de la isla. Estos castillos se fueron asentando sobre antiguas fortificaciones de la época de los romanos, estando la mayoría en el sur del país.
  • En el siglo XIII, el país se sume en una revuelta entre distintas facciones que intentaban luchar para conseguir el poder, entonces los príncipes construyen sus castillos y fortalezas en colinas aisladas, conservándose pocas en la actualidad.
  • A finales del siglo XIII, Eduardo I construirá grandes fortificaciones para derrotar las rebeliones que se estaban produciendo en el norte de Gales.

Entre los numerosos castillos que en Gales se pueden contemplar, destacan los siguientes:

  • Castillo de Chepstow: Se construyó en el año 1.067. Su ubicación geográfica es su mejor carta de presentación, y es que está junto al río Wye, en la frontera con Inglaterra. Fue el primer castillo de piedra que se hizo en Gran Bretaña.
  • Castillo de Caerphilly: La sensación que se tiene una vez que se visita este castillo es que más que un castillo es una ciudad en ruinas, y es que su majestuosidad es imponente. Se construyó en el siglo XIII.
  • Castillo de Laugharne: Construido en el siglo XIII y enclavado en el estuario del río Tâf. Está considerado como uno de los mejores ejemplos de castillo de la época medieval galesa.
  • Castillo de Pembroke: En este castillo nació Enrique VII, padre de Enrique VIII. Fue construido por el primo de Guillermo el Conquistador.
  • Castillo de Carreg Cennen: Por el lugar en el que está es el castillo más sorprendente de Gales. Y es que se suspende sobre un risco por encima del río Cennen. Según la leyenda uno de los caballeros del rey Arturo está dormido bajo los muros del castillo.
  • Castillo de Cardiff: Probablemente no tenga la leyenda y mística de los demás castillos, pero es el más lujoso de todos, destacando sus interiores con sus bóvedas y vidrieras del siglo XIX.

Deja un comentario